Manos y pies fríos: ¿mala circulación o síndrome de Raynaud?

Especial Otoño, Salud y Bienestar: Consejos y noticias - Blog PromoFarma

      Especial Otoño, Salud y Bienestar    

Todos tenemos en la familia o grupo de amigos a alguien que siempre tiene las manos y los pies fríos (y si no lo tienes, es que eres tú), pero ¿sabías que, en algunos casos, esto puede tener una explicación médica?

Tener las manos frías suele significar simplemente que nuestro cuerpo está tratando de mantener una temperatura normal; sin embargo, a veces puede ser un síntoma de enfermedades como la anemia o la diabetes, o de que existe un problema en los vasos sanguíneos.

¿Qué es el síndrome de Raynaud?

Este trastorno de los vasos sanguíneos es conocido, precisamente, como el “síndrome de manos frías” o síndrome de Raynaud, y se trata de una enfermedad poco frecuente, que es causada por un estrechamiento de los vasos sanguíneos.

Este trastorno aparece con síntomas como:

  • Manos, pies e incluso orejas y nariz frías.
  • La piel de estas zonas se vuelve blanca y, después, azulada por la falta de riego sanguíneo.
  • Enrojecimiento, hormigueo o sensación de palpitación durante el retorno del flujo sanguíneo.
  • Llagas o muerte de tejidos, en los casos más severos.

Además, puede manifestarse en forma primaria (enfermedad) o secundaria (síndrome).

Se desconoce la causa de la primera, que no está ligada a otros trastornos y suele aparecer en mujeres menores de 30 años. En el caso de la secundaria, puede deberse a otras enfermedades de las arterias o sanguíneas, afecciones autoinmunitarias, determinados medicamentos que causan estrechamiento de las arterias, el tabaquismo, quemaduras por congelación o lesiones repetitivas.

Síndrome de Raynaud: Tratamiento y consejos

Como siempre, ante cualquier síntoma o molestia te recomendamos acudir a tu médico. Un profesional de la salud sabrá determinar la causa del malestar y te dará las pautas para paliarlo.

No hay de qué preocuparse: existen medicamentos de uso tópico y oral que contribuyen a dilatar las paredes de los vasos sanguíneos, e incluso métodos quirúrgicos para los casos más graves.

 

En cualquier caso, para síntomas leves, aquí te proponemos algunos consejos que puedes llevar a cabo fácilmente en casa y que, sin duda, pueden proporcionar alivio:

  1. Lávate las manos con agua tibia, nada de agua fría ¡especialmente en invierno!
  2. En climas fríos, mantén las manos y pies abrigados para evitar que se enfríen.
  3. Aunque sabemos que es más fácil decirlo que hacerlo, ¡trata de evitar el estrés!
  4. Si aún no lo has hecho, es el momento de dejar de fumar. El tabaquismo, entre otros muchos problemas de salud, puede provocar el estrechamiento de los vasos sanguíneos.
  5. Intenta reducir tu consumo diario de cafeína.
  6. En la medida de lo posible, es conveniente evitar el uso de medicamentos contraproducentes para el síndrome de Raynaud.

Estos tips no solo son adecuados para quienes padezcan la enfermedad, sino para cualquier persona con tendencia a tener las manos y los pies fríos. Así que ponlos en práctica ¡y comparte este post con esa persona a la que también le resultarán útiles!

Valoración post

(1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando...