¿Realmente crece el vello más grueso cuando te depilas con cuchilla?

Escrito por Aïna Munné el 11/10/2016

Hace años el uso de la cuchilla se asociaba a algo exclusivamente masculino, y más concretamente para la barba, mientras que en el caso de las mujeres se promovían métodos de depilación de raíz (como por ejemplo la depilación con cera).

Ya sabemos que eso es una asociación arbitraria y sexista, y que la cuchilla es un método de eliminación de vello rápido y eficaz, tanto para la cara como para el cuerpo.

Desde que se ha empezado a usar la cuchilla como método de depilación, hemos descubierto que es una alternativa rápida y 0 dolorosa pero nos asalta una duda: ¿Es verdad que el vello crece más grueso con la cuchilla?

Es por eso que la depilación con cuchilla suele tener connotaciones negativas. Spoiler alert: no es cierto.

Si es cierto que con la cuchilla tan solo se rasura el vello, por lo que la raíz permanece inalterable y en pocas horas el vello crece mucho más rápido.

Lo que sí sabemos es que puede dar lugar a la foliculitis (inflamación a veces acompañada de infección de los folículos pilosos), y que el vello crece de nuevo al cabo de poco tiempo, comprarado con otros métodos de depilación.

Además, puede dar la sensación de que crece más grueso porque el corte hace que queden picos de vello puntiagudos.

Otros mitos sobre la depilación con cuchilla:

  1. La depilación con cuchilla deja la piel seca: la cuchilla en sí no reseca ni deshidrata, pero sí que elimina una parte de las células muertas de la superficie dejándola un poco desprotegida. Por eso, se recomienda hidratar la piel después de depilar con cuchilla.

  2. La depilación con cuchilla elimina el bronceado: Sí y no. Elimina las capas superficiales de piel, que pueden estar teñidas con melanina, pero si se utiliza con regularidad ayuda a eliminar también células muertas, con lo cual eliminará cualquier halo blanquecino o grisáceo resaltando aún más el bronceado.

¿Qué alternativas hay a la depilación con cuchilla?

Si buscas otros métodos duraderos para depilar la piel, te presentamos estas 5 opciones:

  1. Depilación con cera, bandas depilatorias: arrancan el vello desde la raíz, justo por debajo de la superficie de la piel, por lo que el bulbo piloso se debilita y el pelo tarda más en salir que con la cuchilla. Son métodos precisos y muy eficaces, aunque también dolorosos e irritantes.

  2. Depilación con crema depilatoria: el efecto es el mismo que la cuchilla, eliminan la parte más superficial del vello. Se aplican en formato crema, gel o espuma, y se retiran al cabo de unos minutos. No es doloroso, e igual que en el caso de la cuchilla, el vello crece rápido.

  3. Recortadores eléctricos: se trata de un accesorio mucho más práctico y eficaz que las cuchillas, ya que te permite obtener la máxima precisión de tu rasurado en zonas tan complicadas y sensibles como las ingles, las axilas o el bigote. Por ejemplo, una de las más vendidas es la Veet Sensitive Precision.

  4. Fotodepilación o depilación láser: son dos técnicas con efectos más duraderos que la cera. Indicados para cualquier tipo de piel, aunque su principal inconveniente es que puede causar más irritaciones o rojeces en la piel.

  5. Depilación con pinzas de depilar o hilo: Son métodos más lentos aunque efectivos, ya que extrae el folículo de raíz y tarda más en volver a salir. Se suelen utilizar en la cara, como por ejemplo la zona de las cejas. La depilación con hilo es menos irritante que las pinzas.

  6. Decoloración del vello: No elimina el vello, es una forma efectiva para disimularlo en zonas como el vientre y los brazos.